Saltar al contenido

Corpiños de lencería

Los corpiños se utilizan mucho como una prenda de vestir exterior, pero también las puedes usar como prenda íntima que ayuda a estilizar y realzar tu silueta. Si bien la función es la misma que un corset, estos fueron utilizados de una manera dolorosa y drástica para modificar la figura femenina.

Ver más en Amazon

¿Por qué usar el corset cómo lencería?

Los corpiños que utilizamos para ir de fiesta o salir a diario son más grandes que los de lencería. Estos se destacan por su discreción para estilizar y realzar tanto el busto como definir la cintura.

Puedes mantener escondido bajo tu prenda o ser más atrevida usándolo debajo de una transparencia, un estilo que es poco revelador, pero muy sensual que te destacará del resto.

¿Cómo escoger un corpiño para usar bajo la ropa?

Lo primero es conocer y aceptar la talla de tu cuerpo para tengas en claro que es lo que quieres resaltar y definir.

Elige una talla que permite que estés cómoda tanto sentada como parada y sobre todo que te deje respirar, sino no podrás disfrutar de la experiencia.
Las prendas de algodón son las más recomendadas para evitar alergias y porque son transpirables.
Toma en cuenta el tipo de cierre y donde estará ubicado para que te lo puedas poner sin ayuda extra.
Si no estás familiarizada con este tipo de prendas, será mejor que lo hagas de manera gradual hasta que puedas usarlo todo el día.